Seguridad Vial en Familia

¿Quieres que Seguridad Vial en Familia de una charla en tu colegio, asociación, tienda, ect...?
Solo tienes que llamarnos al 669479989 o envía un email a seguridadvialenfamilia@gmail.com.

sábado, 18 de julio de 2015

Reforma del Reglamento General de Circulación

En mayo del año pasado entró en vigor la  Ley 6/2014, de 7 de abril, por la que se modificaba el texto articulado de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial.  La ley de Seguridad Vial se aplica a través del Reglamento de Circulación.
Después de estar más de un año a la espera de que se aprobase la reforma del Reglamento General de Circulación, el viernes 17 de julio, mediante un Real Decreto se aprobó la misma, si bien no se empezará a aplicar hasta el día 1 de octubre.

En lo que respecta a la seguridad vial infantil, el artículo que nos interesa es el 117.  A partir del día 1 de octubre, los menores de edad y con estatura igual o inferior a 135 cms NO podrán hacer uso del asiento delantero derecho, salvo tres excepciones. El incumplimiento de dicho artículo llevará aparejada su correspondiente denuncia con sanción de 200€, la inmovilización del vehículo mientras no cesen las causas que la motivaron y la retirada de 3 puntos en el carnet de conducir del conductor del vehículo que hay infringido dicho artículo.


Fuente: www.matiasmasso.com

¿Cuáles son las tres excepciones que nos posibilitarían llevar al menor en el asiento delantero?


El menor de edad y con una altura menor o igual a 135 cms  podrá viajar en el asiento delantero del vehículo:

1.- Cuando el vehículo no disponga de asientos traseros.
2.- Cuando todos los asientos traseros estén ya ocupados por menores
3.- Cuando no sea posible instalar en dichos asientos TODOS los sistemas de retención infantiles. Este es  el punto que generaba más discordia a las familias. ¿Si tenemos tres menores de edad y no caben los tres sistemas atrás, que podíamos hacer? Pues la DGT dice que en caso de no quepan  o no sea posible la instalación, con total seguridad, de dichos sistemas, se podrá llevar a un menor en el asiento delantero.
Según la DGT y el Gobierno de España, el objetivo de estos cambios es imponer como prioridad que el menor que no alcance esa estatura ocupe siempre el asiento trasero del vehículo, en el que la posibilidad de sufrir lesiones en caso de accidente es considerablemente menor que al ocupar los asientos delanteros, evitando que los menores puedan ocupar el asiento delantero aun cuando los asientos traseros no estén ocupados.



Mientras tanto, nada cambia en la seguridad de nuestros pequeños dentro del  TAXIS, a los que se le PERMITE cuando circulen en tráfico urbano o áreas urbanas de grandes ciudades,  transportar a personas cuya estatura no alcance los 135 centímetros sin utilizar un dispositivo de retención homologado adaptado a su talla y a su peso, siempre que ocupen un asiento trasero…

También se incluye en el artículo 117 la obligación de instalar el dispositivo según las instrucciones del fabricante comprobando antes de su instalación si la misma es con Isofix o con el cinturón de seguridad del vehículo. 


                                            Fuente: www.wedmd.com
Familias que habéis llegado a este  blog, interesadas en la seguridad vial de vuestros hijos, tenéis tiempo de aquí al 1 de octubre de adaptar vuestra realidad cotidiana a esta reforma del reglamento, sobre todo para los niños que aún llevéis  a día de hoy en el asiento del copiloto. Hay tiempo para empezar a utilizar los espejos interiores e interactuar con nuestros peques, ajustando bien dichos espejos para poder verlos y ser vistos por ellos. En mi caso personal, desde que mi hijo descubrió que a través de su espejo podía verme, los viajes son más  amenos y divertidos, sin perder un ápice de seguridad.  En caso de que con el espejo no sea suficiente, tenéis la oportunidad de aprovechar estos meses para empezar desde cero si hiciera falta, probando trayectos cortos o incluso permaneciendo con el vehículo estacionado jugando para que vuestros hijos puedan ir adaptándose a viajar en los asientos traseros. El más seguro siempre será el asiento trasero central y en caso de no poder instalar la silla en ese asiento, debido a que según qué modelo de vehículo dispongamos ya que a veces  estos son más estrechos que los asientos laterales, el más seguro en este caso sería el asiento trasero derecho. Detrás del copiloto)






No hay comentarios:

Publicar un comentario