Protocolo A.P.I

Protocolo A.P.I

10/07/2020 | En Seguridad vial infantil, Consejos

Desde Seguridad Vial en Familia siempre insistimos que la compra de un sistema de retención infantil  se haga en un establecimiento especializado. Un establecimiento especializado es aquel que te asesora, te prueba y te instala el sistema elegido en tu vehículo.

Un centro especializado es aquel que adopta el protocolo A.P.I .

Pero, ¿Qué es el protocolo A.P.I?

Nos habla de ello Úrsula Rubio, asesora técnico en Sistemas de Retención Infantil y gerente del centro especializado A Contramarcha Kids : "Las siglas “API” corresponden a las iniciales de las palabras Asesoramiento, Prueba e Instalación. Para que una silla de coche se venda con la máxima seguridad, es necesario realizar un asesoramiento previo a la familia, en base al coche, a las características del peque y familiares (espacio necesario, presupuesto…). Una vez elegidos los modelos que mejor se ajustan, hay que realizar una prueba previa en el coche, y elegir el modelo adecuado en base a lo anteriormente mencionado. Ya teniendo el modelo claro, la tienda especializada debe realizar una Instalación del dispositivo, garantizando la seguridad del mismo. Si nos saltamos estos pasos, puede que haya un error en la elección de la silla, lo cual puede acarrear problemas para el peque que la usa, y para la familia en general, y es por ello que se presume imprescindible realizar un API en cada venta."

Corn-30_60

1.- ASESORAMIENTO

En la fase de asesoramiento, el Asesor en sistemas de retención infantil os preguntará por los percentiles del niño, en caso de que ya haya nacido (edad, peso, altura y sexo). Muchas veces preguntáis porque se pregunta por el sexo de vuestro pequeño, muy sencillo, los percentiles de crecimiento según la OMS son diferentes según sea niño o niña.

Asimismo deberá saber el coche donde va a ir instalada la silla para comprobar si el sistema de retención se adapta al vehículo con toda seguridad. Un dato importante es saber también los percentiles de los padres, a fin de saber con cuanto espacio cuentan para intentar que los asientos delanteros no pierdan mucho espacio.

2.- PRUEBA

Una vez que ya tenemos el asesoramiento previo, es hora de probar la silla o sillas en el coche donde deberá ser instalada finalmente. Es un paso muy importante para verificar que la silla queda correctamente instalada en el vehículo. Para ello probaran la silla en el coche comprobando que:

A).-El reclinado es el adecuado (recordad que los menores de 1 años deben llevar un reclinado mínimo de entre 38 a 45º a fin de que no se les caiga la cabeza)

B).- Comprobar la situación del anclaje isofix, ya que a veces están muy “enterrados” en el propio asiento del vehículo, haciendo que la silla pierda reclinado.

C) Si el dispositivo lleva pata de apoyo, verificar que la misma es compatible con el suelo del vehículo (no debe caer sobre las tapas de los cofres que llevan algunos vehículos, en caso de ser así comprobar en el manual del coche su compatibilidad)

D) Si la silla se instala con low theters, deberán comprobar que estos se pueden colocar bien por debajo de los rieles del asiento delantero.

E) Comprobar el cinturón del coche y su anclaje de cierre y que el mismo permita la correcta instalación del dispositivo. Asimismo se deberá inspeccionar la propia firmeza del asiento del coche.

3.- INSTALACIÓN

Una vez tenemos el asesoramiento previo y que probada la silla elegida, esta se adapta perfectamente, es el momento de la instalación.

Para ello, el asesor especializado instalará la misma en tu vehículo, explicándote la manera correcta de hacerlo. Mi consejo es que no perdáis atención a la instalación para que el día que tengáis que hacerlo vosotros lo hagáis con toda seguridad. Mi consejo es que una vez la haya instalado el asesor, lo hagáis vosotros también y que el asesor  os guie.

En palabras de Úrsula Rubio, "el asesoramiento nos permite evaluar todas las variables y hacer una elección más acorde y duradera. La prueba nos permite ver si el dispositivo es viable, en base al anclaje al coche, a la reclinación de la banqueta, al espacio consumido… La instalación realizada por un profesional garantiza que el dispositivo está bien anclado y que responderá de forma positiva en caso de accidente."

Dice Úrsula Rubio, que tambien es miembro fundador de la Asociación A Contramarcha Salva Vidas que "la aplicación del método API es lo que marca la diferencia. El centro especializado podrá ver y evaluar todas las variables posibles y actuar en consecuencia, siempre para garantizar la máxima seguridad a la familia. No va a mirar el precio de la silla, ni “la marca”, mirará siempre por el peque (o peques) y por su seguridad."

Os recuerdo que una buena silla mal instalada no hará su trabajo perfectamente en caso de siniestro al igual que os recomiendo encarecidamene  que no compréis una silla online,  donde no vais a poder  aplicar el protocolo API.

Recurda que su seguridad está en tus manos

 

Tu privacidad es importante para nosotros

Al utilizar nuestro sitio web, consiente que utilicemos las cookies de acuerdo con nuestra Política de cookies